Blanqueo laboral: La CGT se ausentó en el plenario que buscaba tratar el proyecto en el Senado

Por Verónica Benaim desde el Congreso Nacional-.

La CGT no estuvo presente en el plenario de las comisiones de Trabajo y Presupuesto y Hacienda que tenía previsto iniciar el tratamiento de un proyecto sobre blanqueo laboral. La iniciativa, que genera polémica en la oposición, pasó a un cuarto intermedio para el próximo martes.

Más allá de que se puso el foco en la ausencia de los secretarios generales de la central obrera, Héctor Daer y Carlos Acuña, que habían sido invitados a la reunión junto al Ministro de Producción y Trabajo Dante Sica, la realidad es que desde la oposición sigue siendo una iniciativa que genera ruido porque argumentan que puede ser la puerta a una futura flexibilización laboral.

Así lo manifestó el titular de unas comisiones que pretendía este martes comenzar a debatir  la iniciativa presentada por el sanjuanino Roberto Basualdo e impulsado por el Gobierno que busca regularizar el empleo no registrado en el país.

En ese sentido, el presidente de la Comisión de Trabajo y Previsión Social, Daniel Lovera (PJ), aseguró que  el proyecto “tiene mucho de título y hay algunas cosas que va a haber que debatirlas con tiempo con todos los actores involucrados, por lo que habría que buscar el equilibrio”.

“Creo que el contexto no es el mejor y que esta ley tiene muchas cosas que están solamente a favor de las empresas”, agregó el pampeano,  al tiempo que advirtió: “Hay que debatir también cómo hacemos con esos trabajadores que registramos de darle la dignidad y posibilidad de que entren al blanqueo porque si no estamos abriendo una puerta a que pueda llegar a ser las futuras condiciones laborales de todos los trabajadores de la Argentina”.

Por su parte, el senador Basualdo, se mostró sorprendido ante la ausencia de la CGT y en declaraciones a los periodistas acreditados señaló: “Esperábamos a la CGT para que pudieran hablar y también al ministro Dante Sica que no tenía problemas en venir, pero cuando dijeron que no venía el sector gremial, no vino”.

Por otro lado, desmintió las críticas opositoras de que la iniciativa sólo favorece al sector empresarial, al respecto respondió que “es el primer proyecto que va para el trabajador, hay una parte indemnizatoria que es para el trabajador. Creo que es bueno quien no va a querer, tener aportes, tener obra social, creo que todo lo que se quiere es regularizar”.

 “La gente de la CAME vino y dijo que estaba de acuerdo con el proyecto, porque es un proyecto que le sirve a todos, porque el principal perjudicado es el empleado y también la gente que trabaja y tiene todo registrado porque es una competencia desleal, el que quiere regularizar es imposible porque hoy tiene que pagar una multa que son 22 sueldos, lo que es imposible para una pyme”, reiteró el sanjuanino.

Justamente desde la Confederación Argentina de la Mediana Empresa, Gerardo Díaz Beltrán señaló que “está absolutamente claro que el costo laboral en Argentina es desmedido y que las empresas en la situación que están atravesando se hace dificultoso. Lo que significa mantener un empleado en blanco el país que es uno de los costos más altos en la región”.

“Nosotros siempre defendemos el trabajo formal que tiene varios aspectos, primero que vivimos del consumo, cuando hay salario formal, hay salario digno que permite traccionar el consumo que hace falta hoy”, opinó en diálogo con la presa.

Finalmente, el jefe del interbloque peronista Argentina Federal, Miguel Pichetto, ratificó el compromiso de su bancada para avanzar con el proyecto.

Durante el encuentro tomó la palabra y manifestó: “No va a ser una ley que se vaya a votar entre gallos y media noches. Tenemos voluntad de dar este debate y analizar detenidamente algunos aspectos y queremos hacerlo con los trabajadores”.

“Nadie puede dejar de compartir la idea de que es bueno poner a los trabajadores en blanco, salir del trabajo en negro, que haya aportes previsionales, y que las pymes y empresas puedan tener un sistema de financiamiento para abordar este blanqueo”, señaló.

Puntos centrales del proyecto

-Establece un plazo de 365 días corridos, desde la entrada en vigencia de la norma, para los empleadores que decidan regularizar la situación de sus trabajadores en negro.

-Los empleados tendrán derecho a computar hasta 60 meses de servicios con aportes o la menor cantidad de meses por la que se los regularice. Esos meses serán calculados sobre un monto mensual equivalente al promedio del salario básico inicial del Convenio Colectivo de Trabajo aplicable a la relación laboral, a fin de cumplir con los años de servicios requeridos por la ley.

– Los empleadores que regularicen relaciones laborales en los términos del presente régimen gozarán de una condonación del cien por ciento 100% de la deuda por capital, intereses, multas y punitorios.

You May Also Like

Se aumentará la frecuencia de los colectivos

La empresa Ushuaia Integral Sociedad del Estado incrementó las frecuencias del servicio de transporte ...

El Día Internacional del Orgullo será virtual y durará 24 horas seguidas

El 28 de junio del año pasado, cuando el mundo celebró los 50 años ...