Bajaron las ventas y aumentó la demanda de preservativos gratuitos

De la mano de la devaluación de la moneda y la inflación, el consumo es uno de los pilares de la economía que más sintió el impacto. El aumento del precio de los condones se tradujo en un menor nivel de compra. ¿Podrían por esto aumentar las enfermedades de transmisión sexual?

La compra de autos se redujo a la mitad. Las propiedades dejaron de tener valor de referencia tras la corrida cambiaria y las restricciones a la compra de dólares. Las ventas de electrodomésticos y tecnología se redujeron drásticamente. Sin embargo, nadie moriría por no tener un auto nuevo, no mudarse, o no tener el último celular del mercado.

Ahora, cuando la venta que cae es la de preservativos y pastillas anticonceptivas, la consecuencia podría impactar de lleno en la salud de las personas, y traducirse en aumento de enfermedades de transmisión sexual (ETS) y embarazos no deseados.

Es que según dijeron fuentes de la industria a la agencia Reuters, «las ventas de condones bajaron un 8% desde el comienzo del año en comparación con 2018, y cayeron una cuarta parte en los últimos meses a medida que la crisis económica empeoró».

«La mayoría de los condones, o los materiales necesarios para fabricarlos, se importan, por lo que una moneda más débil tiene un impacto inmediato en el precio, un 36% más desde el comienzo del año», detalló Felipe Kopelowicz, presidente de Kopelco, fabricante de las marcas de preservativos Tulipán y Gentleman.

Dependiendo de la marca y el punto de venta, una caja de tres preservativos oscila entre los 90 y los 150 pesos. Y allí radica, para el médico Miguel Pedrola (MP 11668), coordinador de AHF Argentina, el quid de la cuestión: «El gran problema hoy es el tema económico y el hecho de que el preservativo no está instalado como algo importante dentro de las necesidades que tienen las personas». Para él, «el precio es un costo alto para la realidad que hoy se vive».

Y en la organización que él coordina el fenómeno se tradujo en un aumento de la demanda de preservativos gratuitos, que AHF habitualmente distribuye en 11 clínicas de todo el país y en los eventos o acciones que realizan.

«Este año ya nos quedamos sin los que usualmente usamos para las campañas propias», enfatizó Pedrola, quien destacó que suelen repartir 600 mil y este año ya saben que el número ascenderá a un millón.

«Los fabricamos en la Argentina, con un fabricante de la provincia de Córdoba, y les ponemos nuestra marca, Love, y los distribuimos gratuitamente –contó–. Antes con medio millón estábamos bien y actualmente se acrecentó la demanda».

Fuente: Infobae

También te puede interesar...

Habrá un casting para Showmatch en Ushuaia

Showmatch busca talentos por todo el país. La productora Flia Contenidos realizará un casting ...

Vuelta a la Tierra del Fuego: Desde la Hostería Kaikén reclaman que no fueron avisados sobre los cortes

En comunicación con Fm Master´s, el encargado de la Hostería Kaikén, Juan Pampliega, reclamo ...

La Escuela Especial Kayú Chénèn retomó sus actividades luego del incidente sufrido por un alumno

La directora de la Escuela Especial Kayú Chénèn, María del Carmen Arias habló en ...